La muerte del último ‘maquis’ de Frigiliana, contada en un documental

El director holandés Ramón Gieling recrea en un documental los últimos días de Antonio Sánchez Lomas. El realizador estrena una producción en la que han participado medio centenar de vecinos, que reviven unos hechos que se remontan a 1952, informa Diario Sur.

Aunque el holandés Ramón Gieling ha vivido largas temporadas en Frigiliana desde 1996, no fue hasta hace apenas cuatro años cuando se decidió a rodar un documental sobre la historia de Antonio Sánchez Lomas, el último guerrillero antifranquista de la localidad axárquica, asesinado por la Guardia Civil el 20 de enero de 1952. Lo hizo empujado tras leer ‘Historia de los maquis. Entre dos fuegos’ (2008), el «magnífico» libro de David Baird, un inglés que, como él, quedó prendado del municipio y de su historia, en el que repasa el mítico movimiento de resistencia al régimen de Franco.



«Es un episodio que sigue muy vivo entre la gente del pueblo, hay muchos que no quieren casi hablar de ello», confiesa Gieling, de 65 años, que ha contado con la ayuda de su hijo Salvador, de 28, para el rodaje y el guión. En el proyecto ha jugado también un papel clave Adolfo Moyano, conserje del colegio público Enrique Ginés, historiador y que fue candidato a la Alcaldía en las elecciones de 2007 y 2011 por el PSOE. «Durante y después de la Guerra Civil se peleaba mucho, sería buena si algún día todo eso terminase y que los viejos enemigos se reconciliasen», dice Moyano en la cinta, de 86 minutos.

El rodaje, en el que han participado medio centenar de vecinos, entre los que hay familiares directos de Sánchez Lomas, se prolongó durante tres años, ya que Gieling y su hijo lo han compaginado con otros proyectos audiovisuales. Un cuadro pintado por Manuel Villena a principios de los años noventa del pasado siglo, que cuelga en el Ayuntamiento, en el que se recrea la «procesión» que se vivió aquel 20 de enero de 1952, cuando más de 60 guardias civiles pasearon el cuerpo sin vida del guerrillero por las calles del pueblo, coincidiendo con la fiesta local en honor al patrón, San Sebastián, es el elemento central del documental de los realizadores holandeses. «Para los vecinos es su particular ‘Guernica’», dice el polifacético actor y director, que acumula más de medio centenar de trabajos cinematográficos, entre los que destacan los documentales sobre las biografías de Johan Cruyff (‘En un momento dado’, 2004) y Joaquín Sabina (’19 días y 500 noches’, 2008).

El documental, de 86 minutos, se estrenó en Amsterdam y en abril se verá en un festival griego

Cada vecino tiene una memoria de aquel día, unos aseguran que se entregó porque lo engañaron, diciéndole que los guerrilleros que no tuvieran delitos de sangre como él, que no había matado a nadie, no serían asesinados por la Guardia Civil, sino que sólo irían a la cárcel», reflexiona Gieling, para quien más de seis décadas después de aquel episodio «la verdad se ha evaporado en el pueblo».

«No he querido hacer una película política, no me interesa en absoluto la política, sino que he querido reflexionar sobre como un pueblo sobrevive con el pasado más reciente», añade el realizador holandés, que llegó a Frigiliana por primera vez en 1994 «huyendo del calor de Sevilla», donde pasaba las vacaciones junto a su compadre, «un gitano sevillano». «Escuché hablar de Frigiliana y cuando llegué me encantó el pueblo», dice Gieling, para quien el municipio «ha cambiado bastante en estos años».

«Procesión casi bíblica»

Al par de años compró una casa en el campo y desde entonces pasa largas temporadas en el municipio axárquico, donde se siente ya un ‘aguanoso’ más. En el documental, además de los testimonios, Gieling y su hijo se atreven a recrear cómo fue aquel asesinato del último ‘maquis’ y la posterior «procesión» por las calles del pueblo, abarrotado de gente, en una imagen «casi bíblica», que buscaba ser «un escarmiento» para los vecinos por parte del régimen franquista.

Además de aquel episodio, Gieling y su hijo reconstruyen el crimen de la Loma de las Vacas, ocurrido en 1950, en el que murieron tres jóvenes vecinos. Delante de la cámara de los holandeses, además de Adolfo y su mujer, Conchi Ramírez, aparecen el hijo mayor de ambos, Oliver, que tiene autismo, de 9 años; Federico de la Torre, el último alcalde de la dictadura; Antonio ‘el de la poeta’, hermano de una víctima; Virtudes Sánchez, sobrina del último ‘maquis’; Alfredo Raya, Joseíllo ‘El bruto’ o Paco ‘El fumaó’, el último arriero. Todos componen este peculiar ‘Guernica’ «en el que no hay ni buenos ni malos», sino más bien un retrato de unos hechos que siguen «muy vivos» en la mente de los habitantes de Frigiliana.

Coproducido por la firma holandesa Pieter van Huystee Cine y Televisión y la cadena EO Televisión, ‘La muerte de Antonio Sánchez Lomas’ se estrenó a finales de noviembre en el festival IAFA de la capital holandesa. El próximo mes de marzo se exhibirá en el certamen de la localidad griega de Tesalónica y en abril llegará a los cines holandeses. En Frigiliana Moyano está preparando una proyección para finales de marzo.

En este artículo



Bar Los Pescadores

Bar típico con una gran solera de pescaíto fresco bien elaborado y precios muy competentes

Paseo Marítimo Levante, 2, 29740 Torre del Mar, Málaga

Bar Los Pescadores

Bar típico con una gran solera de pescaíto fresco bien elaborado y precios muy competentes

Paseo Marítimo Levante, 2, 29740 Torre del Mar, Málaga