La Diputación realizará un estudio para la detección de fugas en la red de agua potable en varios municipios de la Axarquía

La institución provincial ha adjudicado en 900.000 euros el desarrollo de los trabajos, cuyo principal objetivo es mejorar la eficiencia del abastecimiento en 77 municipios de la provincia menores de 20.000 habitantes.

La Diputación de Málaga realizará un estudio para la detección de fugas en la red de agua potable de 77 municipios de la provincia menores de 20.000 habitantes. La institución provincial acaba de adjudicar en 909.897,26 euros el desarrollo de los trabajos, que se ha dividido geográficamente en cuatro lotes.



El diputado de Fomento e Infraestructuras, Francisco Oblaré, explica que esta actuación forma parte de uno de los programas del Plan Provincial de Asistencia y Cooperación que la Diputación ofrece a los ayuntamientos como servicio de asistencia técnica para la mejora de la eficiencia en la red de abastecimiento de agua potable. Y, en total, han sido 77 de los 87 municipios menores de 20.000 habitantes los que se han acogido a este servicio.

Oblaré incide en que el estudio incluye el diagnóstico, la detección y localización de fugas, además de las pertinentes verificaciones y comprobaciones del correcto funcionamiento de la red. Y destaca que es una de las actuaciones que se enmarca en el plan de la Diputación para la lucha contra el cambio climático a través de la aplicación de métodos y prácticas más respetuosos para el medio ambiente.

Los trabajos se dividen en tres fases. Por un lado, se realizará una recopilación de información para conocer el estado actual en el que se encuentra la red, incluyendo la planificación y definición del equipamiento de la red de distribución, datos de los consumos de agua facturados e identificación de las distintas acometidas abastecidas. Además, se contempla la instalación, cuando proceda, de los equipos de seguimiento de los caudales suministrados a las redes de distribución y cuantificación de dichos caudales.

En una segunda fase se procederá al análisis de la información recopilada, con el diagnóstico, medición de agua introducida en la red, estudio de la eficiencia en función del consumo total y tipo de consumidores y detección y localización de fugas, con la instalación durante 24 horas de registradores de sonido.

Y, por último, se llevará a cabo la redacción de informes quincenales de seguimiento de caudales y consumos de las redes, durante un periodo de 5 meses, así como un informe final reflejando la mejora en la eficiencia de la red una vez realizadas las reparaciones de las posibles fugas de agua detectadas, aportando un histórico de consumos para el posterior seguimiento de la red. Incluirá las propuestas de mejoras.

En la Axarquía, los estudios se realizarán en: Alcaucín, Alfarnate, Alfarnatejo, Almáchar, Árchez, Arenas, Benamargosa, Canillas de Aceituno, Canillas de Albaida, El Borge, Colmenar, Comares, Cómpeta, Cútar, Iznate, La Viñuela, Macharaviaya, Moclinejo, Periana, Riogordo, Salares, Sayalonga, Sedella y Totalán. Y los llevará a cabo la empresa Aquatec, proyectos para el sector del agua SAU por 275.980,45 euros.

In this article



Jordi Mesón Tapas

El restaurante más premiado de Torre del Mar con gran reconocimiento de sus clientes

calle Azucarera, 6, Torre del Mar