El verano de 2022, el más cálido en más de 100 años

La Aemet confirma que «no hay precedentes» de un verano tan cálido en algo más de un siglo

Con las previsiones de lo que queda de agosto, y pese a una semana con varios días con temperaturas inferiores al promedio normal, el primer período fresco desde finales de junio, «no hay precedentes» de un verano tan cálido como el de 2022 al menos desde hace algo más de un siglo.



Es bastante probable que ese verano sea el más cálido de la serie histórica propiamente dicha, que arranca en 1961. Considerando reconstrucciones climáticas realizadas a partir de datos históricos, se trataría del verano con la temperatura media más alta desde, por lo menos, 1916, según la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), publica Málaga Hoy.

«Eso no quiere decir que el verano de 1915 fuese más cálido que el actual, sino que con los estudios realizados, lo que podemos afirmar es que no hay precedentes de un verano tan cálido como el actual en los últimos 106 años como mínimo«.

Verano extremadamente cálido

«Estamos ante un verano extremadamente cálido hasta el momento»; junio fue el cuarto más cálido desde que hay registros, julio ha sido el mes más cálido, y la primera quincena de agosto de 2022 la segunda más calurosa de la serie, solo superada por la de 2003, según los datos.

Por otra parte, el año hidrológico actual (desde el 1 de octubre hasta el 31 de julio) es el cuarto más seco de la serie histórica, cuyo inicio es en 1961. Ha llovido un 26 % menos de lo normal.

A la espera del cierre de agosto, «solo fueron más secos, por este orden, desde octubre hasta julio, 2004-2005, 1998-1999 y 2011-2012″, ha recordado el portavoz de la Aemet, Rubén del Campo.

El año natural 2022 es, hasta el 31 de julio, el tercero más seco de la serie histórica (por detrás de 2005 y 2012) y también, hasta el momento, el tercero más cálido (por detrás de 2020 y 2017).

Situación de sequía

Por otra parte, según el último boletín con el resumen de la evolución de las precipitaciones en España, recién publicado por la Aemet, el valor medio de las lluvias acumuladas en el año hidrológico, desde el pasado 1 de octubre de 2021, hasta el 16 de agosto de 2022, se cifra en 430 litros por metro cuadrado, alrededor de un 26 % menos que el valor normal en dicho periodo (583 litros por metro cuadrado).

«Las cantidades acumuladas no alcanzan los valores normales en gran parte de la península, salvo en las provincias de Granada, Almería, Murcia y la Comunidad Valenciana, así como puntos de la cornisa cantábrica, en los que se superaron los valores normales», de acuerdo al documento.

En el archipiélago canario, la precipitación no superó los valores normales en ninguna de las islas, quedando por debajo del 50 % de su valor medio para el periodo 1981-2010, aunque el archipiélago balear sí los sobrepasó en la fachada occidental de las islas.

En cuanto a las precipitaciones solo de la última semana (del 10 al 16 de agosto), que afectaron a gran parte de la península y las islas canarias occidentales, se superaron los 10 litros por metro cuadrado en Galicia, Asturias, puntos de Castilla-La Mancha, norte de Castellón y puntos de los Pirineos, donde se alcanzaron los 40 litros por metro cuadrado.

Entre las precipitaciones acumuladas en los observatorios principales de la Aemet destacan los 28 litros por metro cuadrado en Tortosa (Tarragona), 24 en Santander y 16 en Albacete.

El día 17 se registraron precipitaciones en puntos de la cornisa cantábrica, en zonas de las provincias de Girona, Barcelona y norte de las islas baleares.