Muchos avances en cáncer se topan con el veto de Sanidad, denuncian los oncólogos

La argumentación es que hay una alternativa a la quimioterapia, idea rechazada por expertos.

La innovación en cáncer en España no siempre llega al paciente y muchos avances se quedan en el cajón al no recibir el visto bueno de Sanidad pese a contar con el aval de la Agencia Europea del Medicamento, lo que genera frustración entre los profesionales al no poder ofrecer opciones que existen, según 20 minutos.



Así lo han revelado el coordinador del Grupo de Trabajo de Cáncer y Trombosis de la Sociedad Española de Oncología Médica y especialista en páncreas del hospital Gregorio Marañón de Madrid, Alfredo Muñoz, y el presidente del Grupo Español de Tumores Neuroendocrinos (GETNE) y responsable de tumores endocrinos del hospital universitario Vall d`Hebron, Jaume Capdevila, que recuerdan que el 35% de los fármacos que se aprueban en Europa no llegan a España.

Muñoz afirma que muchos avances, como los presentados esta semana en París en el congreso de la Sociedad Europea de Oncología Médica (ESMO), no se podrán aplicar porque en España chocan con una muralla regulatoria que impide el acceso a los tratamientos, no solo de tumores huérfanos o minoritarios también los que afectan a un alto porcentaje de población.

Este oncólogo explica que muchos avances se han encontrado con Informes de Posicionamiento Terapéutico (IPT) del Ministerio de Sanidad no favorables bien por considerar que «no es un coste eficaz» o que existen otras alternativas tradicionales.

Hoy es fundamental en cualquier consulta médica y fue también Manuel Jalón, el de la fregona, el encargado de desarrollarla en los años 60. Para este experto, esta argumentación no es válida y expone el caso de tumores como el cáncer de las vías biliares, un tumor raro que en España afecta a unas 260 personas, para el que Sanidad no ha aprobado un fármaco que sí ha recibido el visto bueno de la Agencia Europea del Medicamento.

Y la argumentación de Sanidad de que hay una alternativa en la quimioterapia, no es válida para este experto en tumores gástricos.

Esto mismo ocurre, dice, con un medicamento para un tipo específico de cáncer colorrectal, una terapia dirigida para mutaciones BRAF, que suponen entre el 8-10% de este tumor. También ahí el fármaco no fue financiado pese al visto bueno de la Agencia Europea del Medicamento y de la FDA.

Aprueban el fármaco, pero luego no lo financian
Otra opción, que revela el doctor Capdevila, es que el Ministerio aprueba el medicamento, pero luego no lo reembolsa, es decir, no lo financia.

Es lo que ha ocurrido con un fármaco (cabozantinib) para el cáncer medular de tiroides que está aprobado, pero al no financiarlo a la hora de administrarlo a los pacientes hay que solicitar que se considere «medicación excepcional» para que lo cubran los presupuestos hospitalarios. Y eso, admite, «es una situación muy problemática».

Una nueva terapia aumenta un 20% la supervivencia en pacientes con cáncer de pulmón intermedio
Capdevila sugiere que se observen las ratios de mortalidad por cáncer en los países de la UE y asegura que en los países con «más y más rápida aprobación de fármacos, mejores resultados hay de supervivencia».

No obstante, admite que en España, gracias a la vertiente investigadora de los grandes hospitales, muchos pacientes pueden recibir terapias innovadoras al estar incluidos en ensayos clínicos.

Aun así, estos dos oncólogos coinciden en que es «absurdo» invertir dinero en investigar para diagnosticar bien al paciente y luego no aplicarlo, ya que se genera una gran frustración.

Otro tratamiento que no recibió el visto bueno de Sanidad fue olaparib, un fármaco de mantenimiento para el cáncer de páncreas con mutaciones en BCRA1/2 que evita la quimioterapia, da calidad de vida y algo más de supervivencia.

Pese a ese escenario positivo, en junio esta opción no logró el aval del Ministerio para su financiación.

Mortalidad por cáncer

Ambos oncólogos coinciden en que las previsiones que apuntan a una reducción del 30% de la tasa de mortalidad por cáncer en el año 2030, aventurada por el presidente electo de ESMO y director del área de cáncer en el Instituto de Investigación Sanitaria (Incliva), Andrés Cervantes, solo será posible si los avances se aplican.

«Con la aplicación de la oncología actual sí se podrá llegar a estas previsiones, pero nunca con la oncología de hace diez años», aseguran estos dos oncólogos.

En España el acceso a los fármacos también difiere según en qué comunidad autónoma se resida e incluso hay heterogeneidad por hospitales dentro de la propia autonomía.

No obstante, los médicos trabajan en red e intentan poner en marcha comités de tumores multidisciplinares para poder beneficiar a más pacientes de las opciones terapéuticas.

Y lo que también sugieren es que los pacientes se asocien para defender sus derechos, ayudarse mutuamente y tener mayor visibilidad, más cuando se trate de tumores huérfanos o minoritarios.




Torrox

Mejor Clima de Europa

Plaza de la Constitución, 1 * 29770 Teléfono: 95 253 82 00