Los dos primeros días de la ola de calor dejaron 43 muertos en todo el país

Malestar, mareo, dolor de cabeza, náuseas o sudoración excesiva son algunos de los avisos que lanza el cuerpo cuando el calor le está afectando.

El Instituto de Salud Carlos III, dependiente del Ministerio de Sanidad, cifra en 43 las muertes por exceso de temperaturas que se registraron en los dos primeros días de la ola de calor que azota a España, que se corresponden con el domingo 10 y lunes 11 de julio, según informa Málaga Hoy.



Así se recoge en la estadística de Monitorización de la mortalidad diaria por todas las causas y atribuible a temperaturas del instituto, que recoge que el primer día 15 personas murieron por calor y en el segundo lo hicieron 28. Por el momento no hay datos del resto de días de la semana.

Malestar, mareo, dolor de cabeza, náuseas o sudoración excesiva son avisos que lanza nuestro cuerpo de que el calor no le está sentando bien y tiene que parar; si manifiesta otras, como aumento de la temperatura o pérdida de consciencia, es que está sufriendo un golpe de calor y necesita ayuda inmediata.

España atraviesa su segunda gran ola de calor en lo que va de verano, y por ello las autoridades recuerdan que el episodio de altas temperaturas que azota a España desde el domingo puede agravar problemas de salud previos.

Recomienda beber mucha agua, estar a la sombra y evitar las bebidas con cafeína y alcohol, entre otros consejos.

«El calor excesivo puede alterar nuestras funciones vitales cuando el organismo es incapaz de compensar las variaciones de temperatura corporal y puede provocar problemas como la insolación o el golpe de calor, o incluso agravar patologías previas existentes», alerta el departamento que dirige Carolina Darias.

La ola de calor extremo en la que está inmerso el país seguirá dejando valores altos por encima de 40 grados durante los próximos días, y no será hasta el lunes cuando llegue un ligero alivio térmico.

Este jueves asistimos al «peor día» de la ola de calor y durante el resto de la semana se van a registrar temperaturas superiores a 40 grados en numerosos puntos del país, ha asegurado el portavoz de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Cayetano Torres.

«Hoy hemos llegado al pico de la ola», ha recalcado el meteorólogo, quien ha destacado los 44 grados de la campiña sevillana, los 45 grados en la vega del Guadiana, los 43 grados al norte de Cáceres o los 42 grados de la capital, Madrid.

Y es que lo más llamativo de esta ola de calor recae en su extensión, pues «prácticamente todas las regiones se encuentran con avisos», ha manifestado Torres.

El lunes, ha señalado, «se dará por concluido este episodio caluroso», pero -insiste- «va a seguir haciendo bastante calor, aunque no se van a registrar temperaturas que activen las alertas rojas».

Todas las comunidades, menos Canarias, continúan este jueves en aviso por calor sofocante, con Andalucía, Castilla y León, Castilla-La Mancha, Galicia y Extremadura en aviso rojo (riesgo extremo) por máximas muy altas que oscilarán entre 42 y 45 grados.

La jornada de este jueves va a dejar temperaturas extremadamente elevadas, con 44 grados en Extremadura, 43 grados en Andalucía, 42 grados en Madrid o 41 grados en Castilla-La Mancha, Castilla y León y en Aragón.

El ambiente más fresco habrá que buscarlo este jueves en la cornisa cantábrica, Castellón, Málaga, Almería, Murcia, Valencia, el litoral catalán, Baleares y en Canarias, zonas menos azotadas por este calor extremo, ha afirmado el portavoz de la Aemet.

El viernes no cambiarán prácticamente nada las temperaturas e incluso se elevarán en la cornisa cantábrica -aunque no van a ser extremas-, ha indicado Torres, quien ha precisado que vamos a estar por encima de los 40 grados en gran parte del territorio peninsular.

La alerta roja, riesgo extremo, se mantendrá este viernes en la vega del Guadiana, en Extremadura, por temperaturas máximas de hasta 44 grados, mientras que Andalucía, Aragón, ambas Castillas, Cataluña, Galicia, Madrid, Navarra y La Rioja activarán el aviso naranja, riesgo importante.

La llegada del sábado apenas dejará cambios térmicos, mientras que el domingo se producirá una bajada del mercurio en el extremo oeste de Andalucía, sin variaciones en las demás zonas del país.

Hay que esperar al lunes para que se produzca un ligero alivio de las temperaturas en el tercio occidental, aunque el martes los valores comenzarán de nuevo a subir por la zona oeste, ha apuntado el portavoz de la Aemet.