Infoca ha desplegado más de 3.300 efectivos en las labores de extinción del incendio de Pujerra

El dispositivo llevó a cabo 48 actuaciones durante la ola de calor registrada en Andalucía entre el 11 y el 17 de junio.

La Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible ha trasladado al Consejo de Gobierno el informe provisional sobre los daños ocasionados por el incendio forestal declarado en Pujerra (Málaga) el 8 de junio de 2022 y los medios movilizados para su control. Hasta la fecha, han participado en las labores de extinción más de 3.300 profesionales del Plan Infoca (81 de ellos, agentes de Medio Ambiente), repartidos en distintos turnos, que han contado con 142 vehículos terrestres.



Respecto a los trabajos desde al aire hasta la declaración del incendio como controlado -el pasado día 10 de junio-, se realizaron un total de 234 misiones aéreas, desplegando para ello hasta 22 medios aéreos por día. A este operativo se han sumado también otros 233 efectivos de la Unidad Militar de Emergencias (UME), que se trasladaron hasta la zona incendiada con 23 vehículos ligeros y 58 vehículos.

Actualmente, el fuego se encuentra estabilizado y dos dotaciones del dispositivo Infoca continúan trabajando en su extinción. La existencia de algunos puntos calientes obliga a mantener una labor de vigilancia que se realiza con el posicionamiento de una autobomba, un retén de bomberos y un agente de Medio Ambiente en la zona norte del incendio, así como otra dotación de las mismas características en la parte sur.

Se espera que la bajada de temperaturas que está teniendo lugar estos días favorezca la desaparición de puntos calientes y que, entonces, sea posible volar el dron del Infoca a lo largo de todo el perímetro para que, gracias a su cámara térmica, pueda analizar si se han sofocado por completo los puntos calientes.

La extinción de este incendio es una tarea especialmente complicada debido a la orografía, ya que se trata de un terreno abrupto y con una arboleda bastante densa, así como a las condiciones climáticas que se han estado registrando en la zona. Estas dificultades, añadidas a la ya ardua tarea de luchar contra las llamas, provocaron que tres bomberos forestales del Plan Infoca resultaran heridos con quemaduras de diversa consideración durante su trabajo.

A falta de analizar con detalle el terreno cuando se apague por completo el incendio, la superficie recorrida por las llamas ronda las 4.860 hectáreas de siete términos municipales malagueños (Benahavís, Estepona, Faraján, Igualeja, Jubrique, Júzcar y Pujerra).

La mayor parte de esta extensión, el 94,4%, se corresponde con terreno privado, ya que la zona forestal pública que, por ahora, se considera afectada por el incendio asciende a 270 hectáreas. En cuanto al tipo de vegetación, destaca el arbolado (2.743 hectáreas) seguido del matorral (1.810 hectáreas), si bien también se han visto afectados algunos pastos, áreas agrícolas y de otros usos.

Por prevención, los servicios de emergencia procedieron al desalojo de cerca de 2.000 vecinos de la localidad de Benahavís, de Velerín Alto y de las urbanizaciones Montemayor, Marbella Club y Benahavís Hills.

Ola de calor

Desde el sábado 11 de junio al viernes 17 de este mismo mes, Andalucía ha registrado temperaturas inusualmente altas debido a la ola de calor que ha afectado a toda la Península Ibérica. Durante estos días, el dispositivo Infoca ha acometido un total de 48 actuaciones repartidas por las ocho provincias andaluzas para hacer frente a incendios forestales de distinta consideración y, en menor medida, agrícolas. En concreto, en la provincia de Almería se han realizado 5 actuaciones; en Cádiz, 13; en Córdoba, 9; en Granada, 4; en Huelva, 7; en Jaén, 5; en Málaga, 2, y en Sevilla, 3.

Ante el aumento del riesgo de incendios forestales a causa de la ola de calor, el Gobierno andaluz amplió las labores de vigilancia que desempeña el Plan Infoca como medida preventiva para intentar contener, en la medida de lo posible, las consecuencias que puede acarrear la subida de las temperaturas en las zonas forestales. Entre otras medidas, se reforzó la red de puntos fijos de vigilancia, formada por 198 casetas y torres, y se puso en marcha una campaña de información y sensibilización en las principales redes sociales.

Desde el Gobierno de Andalucía se reitera el llamamiento a la máxima precaución y responsabilidad de los ciudadanos que disfruten estos días de las zonas forestales. Tras soportar temperaturas de más de 40 grados en numerosos puntos de la comunidad autónoma, la vegetación se encuentra más seca y, por tanto, cualquier descuido podría conllevar consecuencias indeseadas.