Un indigente denuncia que le roban la pierna ortopédica mientras dormía en una calle de Málaga

La historia la cuenta la página digital, el Caso Málaga. José Carlos es un malagueño de 51 años al que la vida no ha sabido tratar especialmente bien, o quizás haya sido él quien ha jugado mal sus cartas. Nos confiesa que hace años pasó por la cárcel, hace seis años que salió, ha cumplido condena paradójicamente por robo.  Vive bajo el techo de la parte exterior de una biblioteca pública de la capital, entre ese lugar, que es donde pernocta y Cruz Roja a diario le lleva comida, y una plaza cercana a la que va con las muletas que la ONG le ha proporcionado, después de que le robaran su prótesis. “Yo, con mi prótesis iba en mi bicicleta a todos sitios, ahora la he vendido porque no la necesito para nada no puedo pedalear”, apostilla José Carlos con los ojos llorosos y enrojecidos.

El pasado día 20, José Carlos se encontraba en el mismo lugar en el que suele pernoctar en las últimas semanas, eran sobre las diez de la noche y estaba descansando encima de unos cartones, junto a su inseparable bicicleta y la prótesis que usa en la pierna izquierda, luego de ser amputada esta por debajo de la rodilla hace años, después de sufrir “una grave infección por una uña del pie mal curada” relata. “Alguien aprovechó que dormía y me la quitó, la tenía junto a mí.”

José Carlos pide la colaboración de todos para intentar localizar su prótesis, cuyo robo ha denunciado en dependencias del Cuerpo Nacional de Policía, que ha abierto una investigación para tratar de esclarecer lo sucedido.  “No tiene valor en una tienda, solo me vale a mi, no van a ganar nada más que arruinarme aun más la vida” nos cuenta mientras come los alimentos que Cruz Roja le ha traído hace unos minutos, un zumo de piña, algo de embutido, fruta y pan.  Estos mismos voluntarios le recogen para llevarlo a que se duche y afeite varias veces por semana, “son los únicos que me ayudan” dice, mientras otro hombre se acerca donde nos encontramos para acomodar sus cartones y pasar también la noche en el lugar. ” Las muletas son una solución para poder moverme ahora, pero, ¿que hago cuando llegue el mal tiempo?, vivo en la calle y esto resbala” refiriéndose a estas muletas que Cruz Roja le ha dado para que pueda moverse.  Como añadido, sufrió un ictus hace unos años que le ha afectado en parte al habla y a su movilidad.

Si alguna persona sabe algo al respecto, que contacte con el 091.

Texto: Manu Palma (elcasomalaga.com)

En este artículo



Grafitto Desarrollo Web

Si quieres que tu web venda, habla con nosotros

Avenida Vivar Téllez, 81, Vélez-Málaga

Grafitto Desarrollo Web

Si quieres que tu web venda, habla con nosotros

Avenida Vivar Téllez, 81, Vélez-Málaga