Marta Sango, feliz de haber recibido la “llamada” de la interpretación

“Tener un trabajo donde sentirme útil y querida, y darle sentido y estabilidad a este cambio” es una de las reflexiones que nos transmite Marta.

Por Vanesa Fernández



Hace poco más de un año que el nombre de Marta Sango (Sánchez Gómez), se coló en nuestros hogares, haciéndonos fieles seguidores de la décima edición de Operación Triunfo.

Marta Sango recibe la “llamada” de la interpretación de la mano de Los Javis. Los creadores del exitoso musical La Llamada, Javier Calvo y Javier Ambrossi (profesores de OT 2018) llevaban ya tiempo diciéndole que la veían interpretando a Susana Romero, la joven rebelde e inconformista que acompaña a María Casado durante sus aventuras en el campamento La Brújula. Marta nunca se lo tomó en serio hasta que un día recibió una “llamada” para reunirse con Los Javis.

Aunque tuvo dudas antes de aceptar, porque Marta siempre se había imaginado cantando, componiendo, pero no interpretando, se lanzó a meterse en la piel de este personaje al que dio vida Anna Castillo en la adaptación cinematográfica, mientras que en el musical Andrea Ros, Angy Fernández y Lucía Gil han sido algunas de las encargadas de personificar a la otra mitad de Suma Latina.

Después de varias semanas de intensos ensayos, este miércoles, 16 de octubre, Marta se convertía por primera vez en Susana Romero, a quien define como alguien «muy bruta, fiestera y natural», y con quien confiesa sentirse identificada al recordarle a ella misma cuando sale de marcha con sus amigas.

Ahora son cinco días consecutivos, hasta el domingo 20. Le seguirán las funciones del 24, 25, 30 y 31 de octubre y el 1 de noviembre.

Cuando aún lo está digiriendo, con el vértigo y la presión de los estrenos, Marta nos ha atendido muy amablemente mediante una llamada teléfonica.

Con naturalidad, y la tranquilidad que da a veces hablar por teléfono, nos ha abierto su corazón e incluso su mente. Creo que hemos sido la excusa que necesitaba para pararse a pensar en lo que está siendo todo este año.

AxarquiaPlus estuvo desde el primer instante en que conoció que Marta iba a formar parte de Operación Triunfo pendiente de ella, de sus actuaciones y  ofreciendo a su familia nuestros medios para hacer de altavoz solicitando apoyo en las nominaciones a las que se enfrentó en el concurso. Y fuimos el único medio que la recibimos a su regreso, en un aeropuerto donde un centenar de seguidores la esperaban para arroparla.

Ahora estamos orgullosos de poder seguir su trayectoria y agradecemos que nos haga partícipes de sus nuevas experiencias.

Marta es consciente, sobre todo, de la responsabilidad que significa formar parte de un elenco en el que está rodeada de grandes profesionales, lo que por otro lado le está aportando cierta tranquilidad en lo que para ella es una “experiencia loquísima y súper intensa”, con la que está aprendiendo que el teatro es algo muy serio, que necesita mucha disciplina.

“Tener un trabajo donde sentirme útil y querida, y darle sentido y estabilidad a este cambio” es una de las reflexiones que nos transmite Marta.

Paciencia. Es lo que afirma que más está aprendiendo de la mano de Los Javis, que el Teatro no es una ciencia de la que tenga que esperarse un resultado «porque cada día pasa algo diferente».

Esta joven torreña amante de la música lleva instalada en Madrid desde marzo, donde convive con sus compañeras Natalia y Marilia, lo que le da esa tranquilidad y confianza al estar tan alejada de los suyos, compartiendo una nueva vida con quienes vivieron una experiencia que le ha servido de lanzadera para alcanzar su sueño y que, en su caso la ha animado a experimentar en otros campos, en los que nunca se había imaginado.

Porque Marta sabe que es en Madrid donde tiene que estar ahora, es donde está su futuro laboral y donde está la gente y el trabajo, donde está conociendo a muchas personas y donde se está formando, porque no deja de pensar en la música, que es su verdadera pasión.

Pero también echa de menos su tierra, su familia y sus amigos, lo primero, aunque dice que se pone filosófica al hablar con nosotros, quizá sea melancólica, echando en falta el ambiente, la gente, la comida, incluso el aire que se respira. Y el clima. Cuando aquí estamos apurando los últimos minutos de un tiempo prácticamente veraniego, nos dice que lleva camiseta interior, jersey, chaquetón y bufanda.

Seguro que son muchos éxitos los que están por llegar en su carrera que acaba de despegar, quizá demasiado rápido para ella, que incluso afirma que aunque siempre se ha querido dedicar a esto, no ha tenido una transición, le ha venido todo de golpe y está intentando afrontarlo de la mejor forma que puede, siempre con el apoyo de su familia y sus amigos. Y escapándose cada vez que puede a Torre del Mar, ese rincón del mundo que le da paz, donde conecta consigo misma y al que ya está pensando en hacer un viaje fugaz para venir a no hacer nada, a embriagarse de sus aromas.

Y si también estás pensando en hacer un viaje, el próximo fin de semana o el puente de Todos los Santos, escápate a Madrid, Marta Sango, en el papel de Susana Romero en La Llamada, te está esperando en la Gran Vía. La vía, el camino hacia todos los éxitos que confiamos que cosechará Marta Sango.