Cútar participa en un proyecto piloto para que sus vecinos puedan sacar dinero en la farmacia

Se trata de una de las medidas para luchar contra la despoblación en los municipios del interior.

La Diputación de Málaga iniciará un proyecto piloto para que los ciudadanos de los pueblos más pequeños de la provincia donde no existen oficinas bancarias ni cajeros automáticos puedan sacar dinero en las farmacias. Según informa Málaga Hoy, el primero en acceder a esta iniciativa será Cútar, localidad del interior de la Axarquía de unos 600 habitantes.



Se trata de una de las medidas para luchar contra la despoblación en los municipios del interior y, en esta ocasión, se iniciará de manera piloto en esta localidad. Así, gracias a un acuerdo con CaixaBank y el Colegio de Farmacéuticos, se quiere facilitar que fundamentalmente las personas más mayores puedan ir a la farmacia a sacar su dinero, más aún en localidades donde no existen cajeros automáticos.

Así lo avanzó el presidente de la Diputación de Málaga, Francisco Salado, en su intervención en el grupo de trabajo constituido en el Parlamento andaluz para abordar el reto demográfico y donde indicó que próximamente se presentará esta iniciativa piloto.

La vicepresidenta cuarta y responsable del Área de Ciudadanía y Atención al Despoblamiento, Natacha Rivas, ha indicado que se está ultimando este proyecto piloto y ha señalado que los vecinos podrán sacar dinero en las farmacias con un límite de unos 1.000 euros anuales. Además, proporcionarán formación a la ciudadanía y a empresas del municipio sobre la importancia de hacer uso de la banca digital y de las herramientas a su disposición, como puede ser Bizum, como recoge Málaga Hoy.

Precisamente, en otras localidades malagueñas se está impartiendo formación a sus vecinos, con especial incidencia en los mayores, para enseñarles a usar la banca digital y también a pagar con tarjetas determinados impuestos en el Ayuntamiento o en la oficina de turno del Patronato de Recaudación Provincial, donde se han dispuesto datáfonos para poder pagar con tarjeta. Esta experiencia, según Rivas, también se podría extender a otras localidades, todo ello para acabar con la exclusión financiera.

La Diputación ha tenido contacto con entidades financieras para implantar cajeros automáticos, dando formación a vecinos ya que muchos son personas mayores que desconocen cómo se saca dinero de estos aparatos. Sin embargo, las opciones son comprar un cajero y que las entidades correspondientes lo mantengan mediante una cuota o un ‘leasing’, es decir un alquiler a través del cual se paga también por dicho cajero, algo que tiene un elevado coste.

Tanto Salado como Rivas han defendido la importancia de luchar contra la despoblación y una de esas medidas es evitar la exclusión financiera que supone que no haya oficinas bancarias en los municipios más pequeños, que es donde se da esta situación.

In this article



Neumáticos Merino

Descubre en Neumáticos Merino la tecnología MICHELIN Ultraflex.

calle Salvador Dalí, 15, Vélez-Málaga