Almáchar, cuna del ajoblanco y epicentro de la uva pasa, invita a los visitantes a descubrirlo

Ha participado activamente en la consecución de la distinción de Sistema Ingenioso del Patrimonio Agrícola Mundial por la Fao.

El municipio de Almáchar forma parte de la Ruta de la Pasa. Se encuentra ubicado a 20 kilómetros de Málaga y a 10 de Vélez-Málaga. Entre sus atractivos destacan el paisaje que conforman sus escarpadas viñas de uva moscatel y su fisonomía de casas encaladas y con un callejero empinado y laberíntico espectaular. Entre los lugares visitables está la iglesia de San Mateo del siglo XVI y el Museo de la Pasa.



El alcalde de Almáchar, José Gámez, acompañada de la responsable de ha presentado esta mañana en el pabellón Costa del Sol Málaga, la oferta turística de esta localidad axárquica basada en su riqueza agrícola y gastronómica así como en su patrimonio cultural y paisajístico.

“Almáchar se ha configurado a lo largo de los siglos de la mano de sus viñas. Su paisaje, la forma de vida de sus habitantes, sus tradiciones, su gastronomía y su patrimonio se han desarrollado en paralelo a este cultivo del que hoy en día podemos decir orgullosos que es el primero de Europa considerado Sistema Importante del Patrimonio Agrícola Mundial”, ha destacado el regidor quien ha recordado que su catalogación fue aprobada el 19 de abril del pasado año. “Este reconocimiento es para Almáchar y para otros pueblos de la Axarquía importantísimo y no sólo porque pone en valor la calidad de nuestra uva moscatel de Alejandría sino porque abre muchas puertas para su desarrollo turístico”, ha añadido Gámez consciente del potencial que tiene para los turistas conocer “la vendimia heroica a la que llaman por las escarpadas laderas donde se encuentran las viñas a las que sólo se pueden acceder con mulos o los paseros” así “como todos los alicientes que giran en torno a este cultivo y que distinguen a nuestros pueblos”. En este sentido, ha puesto a Almáchar en el punto de mira de los aficionados al ecoturismo y al enoturismo. “Sus viñedos verticales modelan un paisaje único que deslumbra al visitante del cual se obtiene la moscatel de Alejandría para elaborar las mejores pasas y vinos del mundo”, ha agregado.

Palma también ha subrayado la potencialidad de este pueblo que cuenta con el único Museo de la Pasa que recrea en una vivienda la historia, utensilios y modo de vida de primeros de siglo pasado. A éste se le unirá en breve un potente Museo Etnográfico de la uva pasa de la que se construirá rehabilitando un edificio singular en el centro del pueblo.

“La uva pasa moscatel ha generado un estilo de vida y ha sido la que ha conformado la singularidad de nuestro pueblo. El paisaje asombra a todo el que lo conoce con cultivos milenarios como la vid, el olivo o el almendro. Entre ellos se divisan lagares, los paseros y las casas de campo”, ha mencionado la concejal de Agricultura quien también ha mencionado “la gran variedad de rutas senderistas que existen. “A eso hay que sumar nuestras estrechas calles empinadas y estrechas que recuerdan nuestro origen morisco y la intensa actividad que hay durante todo el año”, ha agregado la concejal quien ha resaltado entre las fiestas y eventos la Fiesta del Ajoblanco que es una de las más antiguas de la provincia – cincuenta ediciones – y cuyo plato forma parte del acerbo gastronómico de Málaga. Esta sopa fría se elabora con ajo, almendra curda, miga de pan, aceite de oliva virgen extra, vinagre y sal.

Además de los lugares visitables, los representantes locales han hecho referencia a su oferta de establecimientos de restauración y alojamientos entre los que destacan los apartahoteles municipales y las casas rurales.

Almáchar, un destino único. Déscubrelo”, ha resumido citando el eslogan Palma.

 

En este artículo



Cervecería tapería Amarela

Especialistas en carnes, rabo de toro, carrillada y morcilla de arroz

Calle los Prados, Torre del Mar

Cervecería tapería Amarela

Especialistas en carnes, rabo de toro, carrillada y morcilla de arroz

Calle los Prados, Torre del Mar