La Audiencia de Málaga condena a 19 años de prisión al acusado de matar a su pareja a puñaladas en Torrox

Tras soportar la víctima «todo tipo de humillaciones y malos tratos constantes», el autor cogió un cuchillo y se lo clavó hasta en 10 ocasiones.

El hombre acusado de matar de diez puñaladas a su pareja en Torrox en 2018 ha sido condenado por la Audiencia de Málaga a 19 años de prisión, en una sentencia que considera probado que la sometía a malos tratos de forma habitual.



Según publica Málaga Hoy, en la resolución se condena al procesado por un delito de homicidio, con la agravante de parentesco y de género, así como de los delitos de quebrantamiento de condena -por incumplir la orden de alejamiento- y de malos tratos habituales, con las agravante de reincidencia.

El presidente del tribunal del jurado considera probado que el acusado, que mantuvo una relación de 14 años con la víctima fruto de la que nacieron dos hijos, reanudó su relación con su pareja pese a que tenía prohibido acercarse a ella tras haber sido condenado en 2014, a raíz de que ella lo denunciase.

Así, reanudó la relación «incumpliendo las prohibiciones» y «volviendo a someterla a sus designios, ejerciendo la violencia psíquica y física como exclusiva forma de relación entre ambos, cosificando y controlando a su pareja».

En agosto de 2018, cuando estaban en una vivienda en El Morche, en Torrox, la sometió a «todo tipo de humillaciones y malos tratos constantes» y el 27 de septiembre de ese año, tras una fuerte discusión, forcejeó con su pareja, cogió un cuchillo de 17 centímetros de largo por 3 de ancho y le asestó diez puñaladas «mientras ella le suplicaba que no le matase».

Las incisiones le causaron heridas graves a la víctima y una de ellas le alcanzó el corazón y le provocó la muerte, según recoge la sentencia.

«Control y cosificación» hacia la víctima

El presidente del tribunal señala que el acusado acabó con la vida de su pareja «por su condición de mujer, considerándose superior a la misma» y añade que la situaba «en un plano de inferioridad y subordinación hacia él», dado el «control y cosificación que ejercía» sobre ella.

Pese a ser consumidor de alcohol y drogas desde su infancia, indica que tenía un «completo y contrastado» conocimiento de los hechos y de «su ilicitud».

En el momento del fallecimiento, los hijos que la mujer tenía en común con el acusado tenían 11 y 6 años, y además ella tenía otra hija de una relación anterior, que en ese momento tenía 23 años.

Además de la pena de cárcel, el procesado deberá abonar en concepto de responsabilidad civil 100.000 euros por cada uno de los tres hijos de la víctima.

In this article



VisualMarket Óptica Outlet

Tu cuidado visual y la moda a unos precios que te puedes permitir

Avda. del Sol, 2, (El Tomillar) Torre del Mar