Comienza esta semana el juicio al entrenador de fútbol base acusado de abusos o acoso a 25 menores

Esta semana J. C. C. F., un histórico entrenador del fútbol base malagueño, se sentará en el banquillo para enfrentarse a una posible condena a 100 años y cinco meses de prisión, que es la pena que pide para él la Fiscalía. El técnico deportivo, de 44 años, casado y con hijos, está acusado de abusos o acoso a 25 menores. El acusado fue entrenador de varios equipos malagueños, entre otros el Club Deportivo Rincón, aunque en su etapa en el club rinconero no era monitor de fútbol base, sino que entrenaba al primer equipo que militaba en la Primera Andaluza, según recoge Diario SUR. 

En sus conclusiones provisionales, el fiscal sostiene que el procesado, aprovechando su condición de entrenador y la ascendencia que ello provocaba en los menores a los que entrenaba, habría realizado tocamientos en varias ocasiones a una de las víctimas, mientras que, con el resto, mantuvo conversaciones en persona o por whatsApp con proposiciones sexuales, bien para citarse, bien para que le enviaran fotos íntimas.

El acusado llegó a obtener la titulación de técnico III nivel (le permite dirigir a equipos de cualquier categoría nacional o internacional). Entrenó, entre otros, a la Olímpica Victoriana, el Puerto Malagueño, el Rincón o incluso el Málaga, donde estuvo entre los años 2012 y 2014, aproximadamente. Desde octubre de 2016 era el responsable del material en el equipo de primera andaluza cadete en el Alhaurín de la Torre, aunque solo sobre el papel, ya que el fiscal considera que, de hecho, era el entrenador.

Para la Fiscalía, los hechos serían constitutivos de delitos de abusos sexuales con prevalimiento, corrupción de menores, exhibicionismo y provocación sexual, entre otros. La suma de todas las penas asciende a 100 años y cinco meses de prisión, aunque el Ministerio Público advierte de que el máximo de cumplimiento efectivo de condena no puede exceder del triple de la pena más grave, por lo que, de ser condenado, el procesado «únicamente cumpliría 20 años».

También pide el representante del Ministerio Público que J. C. C. F. sea condenado a una inhabilitación especial durante 25 años para cualquier oficio que conlleve contacto regular y directo con menores, así como que tampoco pueda acercarse ni comunicarse con las víctimas durante un plazo de 10 años.

La Fiscalía ha solicitado que el procesado indemnice a siete de las víctimas con la suma de 24.000 euros, ya que las demás o no han denunciado o han renunciado a cualquier resarcimiento económico. Para el primero de los denunciantes, por el que solicita penas de 31 años, el Ministerio Público pide una indemnización de 6.000 euros, mientras que, para los otros seis, insta al acusado a abonar la suma de 3.000 euros a cada uno. El fiscal considera responsables civiles subsidiarios al Málaga Club de Fútbol así como al Alhaurín de la Torre, clubes donde militaba la mayoría de los perjudicados.

La defensa del acusado, que ahora ejerce el abogado Agustín Martínez, conocido por llevar a cuatro de los cinco miembros de La Manada, solicitará la libre absolución del entrenador al considerar que no ha cometido delito alguno y que se ha hecho un «procedimiento prospectivo carente de justificación».

En este artículo



Mississippi café

Exquisito surtido de tapas caseras donde puedes comer paellas individualmente.

Paseo Larios, 28, 29740 Torre del Mar, Málaga

Mississippi café

Exquisito surtido de tapas caseras donde puedes comer paellas individualmente.

Paseo Larios, 28, 29740 Torre del Mar, Málaga