La Junta de Andalucía presenta en Málaga unos presupuestos sociales y de mejora de los servicios públicos

Metro, Universidad, sanidad, depuración, cultura e infraestructuras, aspectos destacados de las cuentas públicas para 2018 que además contemplan un plan específico de promoción de la Axarquía

El consejero de Empleo, Empresa y Comercio, Javier Carnero, y el delegado del Gobierno andaluz en Málaga, José Luis Ruiz Espejo, han presentado hoy el proyecto de Ley del Presupuesto de la Comunidad Autónoma de Andalucía para 2018, que asciende a 34.759 millones de euros, y que tiene como prioridades que la recuperación económica se traslade a las familias con un incremento de rentas y una mejora de los servicios públicos que se prestan a la ciudadanía.

Carnero ha destacado el carácter social de estas cuentas públicas, que tienen entre sus prioridades el empleo y la recuperación de la economía de las familias, con 2.183 millones destinados a empleo y desarrollo económico, y que destinan 3 de cada 4 euros a servicios públicos.

Asimismo, se fija como objetivo la revitalización del Estado de Bienestar, con incrementos muy significativos en Educación, del 3,8% (7.527 millones para educación y universidades); Servicios Sociales, que aumentan un 7,2% (2.132 millones para luchar contra la desigualdad); o Dependencia,que vuelve a incrementarse hasta los 1.214 millones. También incluyen un marcado carácter social por la incorporación de nuevos derechos, como la renta mínima de inserción social,la bonificación de las matrículas universitarias, o la premisa de que no habrá ningún empleado público de la Junta a jornada completa que cobre por debajo de 1.000 euros.

Con respecto a su departamento, el consejero de Empleo ha resaltado que el objetivo de las cuentas autonómicas para 2018 son avanzar en el desarrollo de la innovación, los procesos de industrialización, la digitalización de la sociedad andaluza y sobre todo la creación de empleo estable y de calidad“que es nuestro principal objetivo”.

Al respecto, Javier Carnero ha detallado que los 1.524 millones de euros que gestionará la Consejería de Empleo, Empresa y Comercio, y que suponen un aumento del 3,55%, tendrá entre sus políticas más importantes la Formación Profesional para el Empleo (239 millones), con una previsión de alcanzar los 21.000 desempleados beneficiarios de acciones formativas y unos 20.000 trabajadores ocupados; o las políticas de empleabilidad e intermediación (766 millones), entre las que destacó el Programa de Empleo Industrial, al que en dos años se destinarán 308 millones.

Las actuaciones de fomento de empleo a las personas que sufren algún tipo de discapacidad (56 millones); la orientación laboral (35 millones); el Bono de Empleo Joven (35 millones) o los incentivos a la contratación indefinida (20 millones) fueron otras de las medidas que destacó Javier Carnero.

En el ámbito de la industria, el consejero de Empleo ha remarcado el momento “decisivo” para desarrollar las estrategias industrial, minera y energética, con la previsión de apoyar 700 proyectos empresariales a través de 118 millones de euros en ayudas que gestiona la Agencia IDEA, que movilizarán unos 300 millones de inversión privada. Por último, en el área de comercio, destacó los 8,7 millones que se destinarán en ayudas al sector y los 1,1 millones a respaldar la artesanía.

  • Málaga

Por su parte, José Luis Ruiz Espejo ha destacado que los presupuestos para Málaga “demuestran su compromiso con los ciudadanos a través de un crecimiento notable en sanidad, educación y las políticas sociales, que son los principales asuntos que afectan a los ciudadanos y que a la vez garantizan la igualdad de oportunidades para todos ellos”.

“Son unos presupuestos volcados en lo social, donde 8 de cada 10 euros se dedican a gasto social, y que dan respuesta a las necesidades en políticas sociales que demandan los malagueños: salud, educación, dependencia, empleo, bienestar social”, ha afirmado el delegado del Gobierno, quien ha asegurado también que las cuentas del próximo año “ofrecen confianza y estabilidad para Málaga, generando inversiones y promoviendo el desarrollo económico en los principales sectores de la provincia, como el turismo, el económico y la agroindustria”.

En este sentido ha definido las cuentas públicas para 2018 como “unos presupuestos que ofrecen soluciones para el desarrollo futuro de Málaga y para seguir construyendo entre todos una provincia más fuerte, más desarrollada y sobre todo más justa socialmente y con más igualdad de oportunidades para todos los malagueños y malagueñas”.

Entre las principales inversiones del presupuesto para 2018 destacan el Metro de Málaga, que contará con 100 millones de euros, correspondiendo 30 millones de euros a inversión para culminar la red, es decir, los tramos que discurre por el centro urbano (Renfe-Guadalmedina y Guadalmedina-Atarazanas), más la prolongación de la Línea 2 desde Guadalmedina hasta el Hospital Civil.

El grueso de la inversión, más de la mitad, la acapara la obra de terminación del tramo Renfe-Guadalmedina (730 metros de longitud, subterráneos 100%, con la Estación Guadalmedina), que actualmente se encuentra en fase de licitación y que se prevé adjudicar antes de fin de año, e iniciar en enero de 2018.

Casi otros diez millones de euros corresponde a la ejecución del tramo Guadalmedina-Atarazanas.
Los otros setenta millones del ferrocarril metropolitano malagueño se dotan para hacer frente a la subvención de explotación de las líneas 1 y 2 hasta El Perchel.

Igualmente importantes son las inversiones previstas en depuración, con el inicio de la nueva depuradora norte de Málaga, que supondrá una inversión plurianual de 70 millones de euros, y la depuradora del Bajo Guadalhorce, con 16 millones de euros.

El presupuesto para Málaga consigna también partidas para el parque de Arraijanal en la capital malagueña (1,5 millones) y el nuevo vial distribuidor metropolitano, cuyas obras se licitarán en el primer semestre de 2018, estando previsto que puedan comenzar en el segundo semestre. Igualmente las obras del Puerto Seco de Antequera comenzarán en el segundo semestre de 2018 y se recogen más de 8 millones de euros para mantenimiento y conservación de carreteras. Destaca también la inclusión de 1,2 millones de euros para el puerto de Marbella, con la mejora de la accesibilidad puerto-ciudad y el dragado del mismo.

En materia sanitaria, el presupuesto recoge el inicio de las obras del nuevo centro de salud de San Pedro de Alcántara y la reforma de las Urgencias del Hospital Regional, estando previsto también la puesta en marcha de cinco nuevos equipos de resonancia magnéticas, en los Hospitales Materno, Clínico, Axarquía, Ronda y Guadalhorce, con lo que se duplicarán los equipos existentes hasta ahora en la provincia.

Ruiz Espejo ha explicado también que una parte importante del presupuesto sanitario es para la incorporación en Andalucía de 1.500 nuevos profesionales en los próximos dos años, de los cuales una parte importante tendrá como destino Málaga, avanzando que más de 80 profesionales se incorporarán antes de fin de año a la atención primaria en la provincia malagueña.

En Cultura destaca el inicio de las obras del museo de los dólmenes en Antequera, con una inversión de 3,2 millones, así como las diferentes dotaciones para el Museo Picasso, el Museo de Málaga, la Orquesta Ciudad de Málaga, el yacimiento de Acinipo y la aportación de 150.000 euros para el Festival de Cine de Málaga.

En Educación, el delegado del Gobierno ha explicado que la Universidad de Málaga recibirá 150 millones de financiación básica operativa, además de poner en valor la medida aprobada por la Junta de Andalucía para las matrículas gratuitas de los universitarios, que en la provincia de Málaga se estima que podrá beneficiar a unos 24.000 estudiantes. Igualmente, en materia educativa en 2018 se acometerán las obras de los nuevos institutos de Torre de Benagalbón y de Teatinos –ya adjudicadas- así como de un nuevo colegio en Cártama con 450 plazas. El presupuesto incluye también partidas para nuevos institutos y ampliación de colegios, así como para los planes de retirada del amianto, climatización y supresión de prefabricadas.

En materia social, Ruiz Espejo ha destacado el importante esfuerzo que el Gobierno regional destina para la Ley de Dependencia, asumiendo hasta el 80 por ciento de la financiación, cuando debería estar financiada al 50 por ciento por el Estado. En este capítulo la previsión es que en 2018 en Málaga se producirán 42.600 prestaciones y 37.600 personas beneficiarias en la Atención a la dependencia, lo que supondrá superar los 130 millones de euros en estas ayudas.

La apuesta por el empleo y el desarrollo económico es otro de los pilares que contempla el presupuesto, con más de 48 millones de euros destinados al decreto de fomento industrial, incentivar la innovación empresarial y el desarrollo energético sostenible. En este mismo sentido, destacan las partidas destinadas al sector agroalimentario, que superan los 93 millones de euros.

En materia turística, aparte del presupuesto general de la Consejería, que supera los 120 millones de euros, y que tiene una importante repercusión en Málaga por su peso específico en el sector, se consignan 325.000 euros para un convenio de promoción con el Patronato de Turismo de la Costa del Sol, además de los planes de grandes ciudades, que engloban a Málaga y Marbella, y un plan específico de promoción para la Axarquía.




Cash Now!!!

Todo lo que puedas necesitar en artículos en oportunidad o de segunda mano

Calle Cristo, 61, Vélez-Málaga

Instituto LEVILÁSER Oftalmología Clínica

sabemos cuidar de sus ojos de forma segura y fiable

Avenida de Andalucía, 81, 29740 Torre del Mar