Francisco Salado ve «muy positivo» el pase a fase 2 para recuperar la actividad, aunque «llega tarde»

El presidente de la Diputación de Málaga, Francisco Salado, ha considerado «una buena noticia» el pase de la provincia a la fase 2 del plan de desescalada anunciado en la tarde de este jueves por el ministro de Sanidad, Salvador Illa, y ha incidido en que es «muy positivo» para ir recuperando la normalidad, la actividad económica y los empleos, aunque llega «con una semana de retraso».

Así, ha reiterado que «sigue sin entender» las razones por las que Málaga va siete días por detrás del resto de Andalucía y de otras provincias «con peores datos». Pese a ello, ha recalcado que es «un paso adelante muy positivo».



Este pase a la fase 2 a partir del próximo lunes, 1 de junio, permitirá, según el también presidente de Turismo Costa del Sol, «ir recuperando la actividad económica y los empleos que se han perdido o paralizado durante esta grave crisis» derivada de la pandemia del COVID-19.

Pasar a una nueva fase del plan de desescalada del Gobierno central permitirá «reabrir todas las playas y autorizar los baños y así reactivar nuestro sector turístico, como están haciendo los destinos de la competencia».

Pasar a la Fase 3

«No pararemos de pedir que el Gobierno se rija por datos sanitarios y, con ellos en la mano, nuestra provincia debería avanzar a la fase 3 con el resto de Andalucía si se dan las circunstancias», ha manifestado Francisco Salado, quien ha enviado un mensaje de prudencia a la ciudadanía.

En este sentido, ha subrayado que es «importante que los malagueños y quienes nos visiten sigan cumpliendo con las normas y con las pautas de higiene y distancia que nos están haciendo doblegar la epidemia».

In this article