El Alcalde de Canillas de Albaida, Jorge Martín, avisó que la temida plaga de la avispilla del castaño llegaba a la Axarquía

Según publica Diario Sur, detectan el insecto en plantaciones familiares de Canillas de Albaida, cuatro años después de irrumpir en la provincia

La plaga de la avispilla del castaño se extiende por la provincia. El insecto causante de la plaga (Dryocosmus kuriphilus), que se detectó por primera vez en Europa, en Italia, en 2002, y que tardó 12 años en llegar a Málaga (2014), concretamente en la zona del Juanar de Ojén, amplía su territorio y acaba de ser detectada en el Parque Natural de las Sierras Tejeda-Almijara. Han sido agricultores del municipio de Canillas de Albaida los que han comunicado la presencia del insecto a la dirección del Parque Natural, que es el que ha puesto el hecho en conocimiento del servicio de plagas de la Consejería de Medio Ambiente.

El aviso fue dado precisamente por el alcalde de Canillas de Albaida, Jorge Martín, cuya familia posee una pequeña plantación de castaños en el parque natural, después de ver que un organismo nocivo estaba dañando a los árboles.

De inmediato, agentes de Medio Ambiente se trasladaron a la parcela en cuestión para inspeccionar la plantación y dar aviso al servicio de plagas, que ha tomado las muestras correspondientes para comprobar que se trata del Dryocosmus kuriphilus, un insecto himenóptero de la familia de los cinípidos (avispas de las agallas) que afecta a los castaños.

El delegado territorial de Medio Ambiente, Adolfo Moreno, confirmó ayer que se trata de la temida plaga y que por consiguiente la avispilla del castaño se encuentra ya también en el Parque Natural de las Sierras Tejeda-Almijara. Se desconoce cómo se ha podido extender, aunque todo apunta a que ha sido por motivos naturales.

Según Medio Ambiente, tras el análisis de los ejemplares afectados por este insecto se ha detectado que la fase de desarrollo de las agallas hace que actualmente se encuentren totalmente formadas y lignificadas, hechos que imposibilitan ninguna opción de parasitación por parte del Torymus sinensis, agente de control biológico que se utiliza para combatir la avispilla del castaño.

Asimismo, el desarrollo larvario de la avispilla presente en las agallas detectadas está llegando a su fin imposibilitando esto el desarrollo completo del Torymus sinensis. Por ello, el Servicio de Gestión del Medio Natural ha concluido que realizar una suelta de control biológico en estos momentos no surtiría ningún efecto en el control del insecto.

Esta determinación se basa también en la tipología de los castaños, así como en experiencias anteriores de trabajo en la erradicación de la avispilla del castaño, por lo que se propondrá la inclusión de las parcelas afectadas en el Programa de Sueltas Experimentales de Torymus sinensis de la campaña 2019 para su aprobación por parte del Ministerio de Medio Ambiente.

La avispilla del castaño es un insecto originario de China, y comenzó a propagarse en 1941 en Japón y en 1963 en Corea. En el continente americano fue detectado en 1974 en EE.UU. y en Europa en 2002. Posteriormente, dio el salto a Francia, Eslovenia, Suiza, Hungría, Croacia, Holanda, Eslovaquia, Alemania y República Checa.

En 2012 finalmente se introdujo en España, concretamente en la Comunidad Autónoma de Cataluña, dando el salto dos años más tarde hasta la provincia de Málaga, afectando sobre todo al Valle del Genal, la principal zona productora de este fruto de Málaga y de Andalucía y la cuarta de España.

El castaño en Málaga
El castaño, con 4.000 hectáreas en el Valle del Genal y 300 en la Sierra de las Nieves, principalmente en Yunquera, supone un importante recurso para los pueblos de la zona. Las explotaciones se gestionan en su mayoría de forma familiar y también existen distintas cooperativas.

En Andalucía el cultivo del castaño se extiende por una superficie de 12.800 hectáreas, de las que se extraen unas 5.200 toneladas de castañas.

Málaga es la provincia que posee más superficie dedicada a este cultivo, produciendo el 70% de la Comunidad andaluza, seguida de Huelva, Sevilla, Granada, Almería y Córdoba.

En la Axarquía, el cultivo es muy puntual y tienen un carácter marcadamente familiar. Sin embargo, para el alcalde de Canillas de Albaida la presencia de la avispilla supone un importante varapalo, ya que se trata de un cultivo que ha pervivido, aunque sea a pequeña escala, durante años sin problemas en el Parque Natural de las Sierras Tejeda-Almijara.

Recientemente, los productores de castañas del valle del Genal reclamaron a las administraciones, a la Junta y al Estado, la suelta masiva del Torymus sinensis, otra avispa que funciona como depredador de la avispilla o agente de control biológico.

 

En este artículo



Colchonería Vélez

Somos profesionales del descanso.¡ya no habrá nada que te quite el sueño!

Calle Pintor Antonio de Vélez, Vélez-Málaga, Málaga

Colchonería Vélez

Somos profesionales del descanso.¡ya no habrá nada que te quite el sueño!

Calle Pintor Antonio de Vélez, Vélez-Málaga, Málaga