34 años después, Malta insinúa “cosas raras” en el 12 goles que recibió de España

AGENCIAS. El 12-1 de España a Malta quedará en el imaginario colectivo como una de las grandes gestas del fútbol español. Aquel 21 de diciembre de 1983, la selección española logró la clasificación para la Eurocopa de 1984 en Francia gracias a una goleada histórica. Sin embargo, hasta ahora no se conocía la versión contada por los jugadores de la selección maltesa, que en declaraciones a ‘Fiebre Maldini’, programa emitido en Movistar+, acusan a la selección española de tomar esteroides.

Scerri, el entonces seleccionador maltés, y varios de sus jugadores como Bussutil, Emanuel ‘Leli’ Fabri y Silvio Demanuele, hablan sobre todo lo que ocurrió sobre ese partido histórico para España. Todos ellos confiesan que desde su llegada a España para jugar el partido algo les perturbó: “Llegamos con un día de retraso, nos quisieron hacer entrenar a las 22:00 horas y el campo no tenía luz. Nos metieron en un hotel muy, muy malo, que no tenía restaurante, así que para desayunar teníamos que vestirnos de calle para que no nos reconocieran y no nos increparan los seguidores españoles. No nos dejaron dormir del ruido que hacían”, cuentan Bussutil y el seleccionador.

Pero sus acusaciones van más allá. “La energía que tenían los españoles era algo fuera de lo normal”, asegura Demanuele, jugador de aquella selección maltesa y autor del único gol maltés en el partido disputado en el Benito Villamarín de Sevilla. “Durante el partido noté que les salía ácido líquido de la boca. Ese es uno de los efectos de tomar esteroides […] Tenían ese líquido en su boca y no paraban de beber agua. Eso es señal de que algo les provocaba estar deshidratados”, añade Demanuele.

El olvidado goleador de aquella fatídica noche para el aficionado maltés no es el único que apunta a los esteroides. Fabri, compañero en la selección, tampoco duda. “Algunos jugadores tenían espuma blanca en la boca. […] Les vimos. ¿Qué podemos decir? ¿Qué era eso? Hoy hay pruebas antidopaje, pero antes no había nada. Todo el mundo era libre para hacer lo que quisiera”, elucubra Fabri. Demanuele va allá incluso al señalar que “tengo un hermano que era culturista y sé lo que pasa cuando se toman esteroides. La energía de los españoles era algo fuera de lo normal. Algunos tenían espuma en la boca, les salía un ácido líquido de la boca y no paraban de beber agua. Yo sé lo que pasa cuando se toman esteroides

or su parte, el seleccionador también se une a estas acusaciones al contar un hecho que hizo que sospechara de lo que pasó aquel día. “Entró un señor bajito vestido de blanco y nos ofreció una bandeja de limones, cortados. Era lo único que nos ofrecieron. Los jugadores los chuparon y después se sentían mal. Me preguntaron: ‘¿puede que les hayan drogado?’ No teníamos pruebas, espero que España no hubiera hecho nada de eso. Si eso hubiera sucedido, el fútbol estaría totalmente terminado”. Demanuele se reafirma en esas acusaciones: “Cuando chupé esos limones, me sentía borracho, como si hubiera estado toda la noche de fiesta”.

Todas estas acusaciones de los jugadores y del seleccionador de Malta han provocado la indignación en José Antonio Camacho, capitán de aquella selección española. “Están demostrando que tienen muy poca categoría deportiva. Hemos pasado toda clase de controles y nunca hemos tenido nada. Eso de la espuma por la boca es una exageración. Cuando uno llega una edad se dice que ‘chochea’, yo creo que eso es lo que están haciendo”, zanja el ex jugador y ex seleccionador español. Camacho tampoco da ningún tipo de crédito a estos testimonios: “Me parece una locura lo que dicen y además totalmente injustificado. Están compinchados para decir esto. Entró un señor de blanco… ‘¿Queréis limones?’ Coño, no los cojáis”.

demás, el árbitro del partido también es señalado por los protagonistas del reportaje: “Era muy, muy malo, el peor que he visto en mi vida. Iba en contra nuestra, España necesitaba una ayuda. A nosotros no nos consentía nada, a las divas, que eran los españoles, les permitía todo. Hubo momentos en los que nos decía, ‘vamos, vamos, jueguen’. Como si nos metiera prisa”, finaliza Fabri.

En este artículo



Restaurante Marisquería Bar Negri

Restaurante con tradición de casi 40 años. Nuestras gambas son conocidas en el mundo entero

Paseo Larios, 14, Torre del Mar

Restaurante Casa Nacho

Desde carnes rojas Steak Tartar, hasta pescaíto del mismo puerto y platos caseros

Diseminado Caleta de Vélez, 189, Vélez-Málaga, Málaga